Inauguración Observatorio Astronómico de IZKI. 30 de septiembre en Korres


Colabora:
SiteGround web hosting HEGOBITALDEA
Observación 4 de Enero
Lunes, 07 de Enero de 2013 22:50
Hola chicos!

Para seguir con la tradición de las crónicas de las salidas astronómicas que hacemos os contaré como fue la del viernes pasado (4-1-2013).

Jaime y yo llegamos a Iturrieta sobre las siete de la tarde. Para entonces Txus ya estaba allí con todo el tinglado montado. Teníamos ganas de empezar así que Jaime plantó su dobson y yo mi refractor de 5” bien cerquita para poder intercambiarnos los telescopios a lo largo de la noche. El primer destino no podía ser otro que M-42, la nebulosa de orión, nunca decepciona y la vista con ambos telescopios era soberbia. Os adjunto un mapa de esta nebulosa que marca los principales detalles visibles con telescopios de aficionados.
.
.
.
.
.
.
.
.
El siguiente destino era la nebulosa de la llama, NGC-2024, visible con ambos telescopios pero más evidente con el de Jaime, aquí el diámetro manda. Se observaba perfectamente el surco oscuro que cruza la nebulosa, así como un surco secundario que divide su zona sur del cuerpo principal.
 
A continuación pasamos a uno de mis objetivos de la noche, el cometa C/2012 K5 (LINEAR), situado cerca de la estrella beta de Auriga. Con una magnitud de 8.1 era perfectamente visible con ambos tubos, muy contrastado en mi refractor y cuya cola se observaba más alargada con el dobson de 10”. Tres horas después volví a este cometa para apreciar su rápido movimiento sobre el fondo de estrellas que había memorizado.
 
A estas alturas de la noche Txus ya se había sumado al grupo visual y poco más tarde llegó Julio que, tras poner a funcionar su réflex, se unió a él para darnos unas lecciones de conocimiento del cielo, y es que se notan los años que estos dos llevan mirando el cielo nocturno.
 
Uno tras otro se iban sucediendo gran cantidad de objetos, la nebulosa del esquimal (NGC-2392), el dúo M-35 y NGC-2158, la estrella múltiple sigma orionis, M-46 y M-47 (espectacular vista en el refractor con los 2 objetos en campo junto a una estrella anaranjada), M-41… Otra vista que no se me olvidará será la de tener en el mismo campo la nebulosa del búho (M-97) y la galaxia M-108. Una vez que Leo estuvo a tiro aprovechamos para ver algunos grupos de galaxias (M95-M96 y M65-M66-NGC3628) y en este caso la vista con el Dobson de Jaime era una pasada llegando a adivinar la estructura de algunas de ellas.
 
Justo en el momento en que la Luna iba a empezar a asomar por el horizonte Jaime y yo recogimos los bártulos y nos fuimos a Vitoria, algo cansados pero satisfechos por lo productivo de la noche y deseando que el sábado que viene esté despejado en Borobia. Txus y Julio, incombustibles, siguieron allí al pie del cañón, no sé hasta qué hora pero conociéndolos es posible que les pillara el amanecer.
 
David